Obispo Anglicano se convierte al catolicismo

El obispo anglicano Jonathan Goodall anunció que, luego de un largo periodo de oración, ha tomado la decisión de convertirse al catolicismo y renunciar al cargo que venía desempeñando desde hace 8 años.

“He tomado la decisión de renunciar como obispo de Ebbsfleet, para ser recibido en plena comunión con la Iglesia Católica Romana, solo después de un largo período de oración, que ha sido uno de los períodos más difíciles de mi vida” anunció este 3 de septiembre a través de un comunicado.

Goodall tiene una esposa, Sarah, y dos hijos. Y aunque a los sacerdotes católicos no se les permite casarse, la Iglesia Católica ha aceptado en el pasado sacerdotes anglicanos casados que se convierten.

«La vida en la comunión de la Iglesia de Inglaterra ha moldeado y alimentado mi discipulado como cristiano católico durante muchas décadas … Siempre atesoraré esto y estaré agradecido por ello», explicó en su comunicado, «confío en que todos ustedes crean que he tomado mi decisión como una forma de decir sí a la actual llamada e invitación de Dios, y no de decir no a lo que he conocido y experimentado en la Iglesia de Inglaterra, a la que le debo tal profunda deuda».

Jonathan Goodall formaba parte de un reducido grupo de obispos anglicanos que se oponía a la ordenación sacerdotal de mujeres a pesar de que esta práctica es permitida en la Iglesia Anglicana desde la década de 1970. Desde entonces, al menos un tercio del clero anglicano lo conforman mujeres.

Un portavoz de la iglesia católica en Inglaterra y Gales dijo: «El obispo Jonathan Goodall es bienvenido en su deseo de entrar en plena comunión con la iglesia católica, que espera su plena participación en la vida de la iglesia».